Clínicamente muerto, lo bendicen con agua bendita: ocurre un milagro

Medjugorje

Estamos en Medjugorje, en la remota aldea en las montañas de Bosnia Herzegovina. Acabamos de terminar de rezar el Vía Crucis en el Monte Kricevac y finalmente, después de muchas oraciones y subidas empinadas, llegamos con el resto del grupo a la grande Cruz.

Junto con el grupo hay un joven chico siciliano de 23 años desde Favara. Su nombre es Dino Stuto, es en peregrinación a Medjugorje con su familia para agradecer la Mujer que ahora es definida por todos la Virgen, Reina de la Paz.
Empezamos a hablar y aquí Dino nos hace parte de su accidente ocurrido en 2010, casi la mitad de agosto.

Esto es lo que dijo.

“El 13 de agosto de 2010, salgo con mi moto para ir a la playa, de repente un coche no se detiene ante la señal de STOP y soy arrollado en lleno. Me encuentro en el suelo en agonía, alguien trata de llamar a una ambulancia, pero se detiene de inmediato un transeúnte. Era un médico que acaba de terminar el servicio en hospital y en el asiento trasero de su coche había un respirador ha empleado para salvarme la vida antes de la llegada de la ambulancia. Si no hubiera llegado este ángel, quizás en este momento yo no estaría aquí”.

¿Y luego que pasó?

“Me llevaron al hospital en Agrigento y poco después me trasladaron en helicóptero a Palermo. La situación era grave, los médicos no dieron ninguna esperanza a mis padres. Había hemorragias al hígado, brazos, fémur y el hombro roto, un hematoma en la cabeza y una fiebre alta que no permitió a los médicos de intervenir “.

¿En este momento que ocurrió?

“Me he operado a los pulmones, en total he sido sometido a 14 operaciones y dos meses en coma. Los médicos dijeron a mis padres que las posibilidades de que yo volviera a la vida eran pocas y si me hubiera despertado hubiera quedado un vegetal de la silla de ruedas. Mi madre durante todos esos meses me bendecía con agua bendita.”

¿Por qué estás en Medjugorje?

“Hoy escalé Kricevac con mis piernas estoy en buena salud y estoy aquí para agradecer a la Reina de la Paz por salvarme de la muerte aquel día y por devolverme a la vida.”

Puede interesarte -> Increíbles fotos tomadas en Medjugorje: te dejarán sin palabras
Cuenta Instagram de la Luz de Maria -> Aquí

Commenti