¡Increíble! La Virgen de Fátima queda intacta tras la tormenta

Una imagen de la Virgen de Fátima quedó intacta al interior de una casa luego de que una tormenta azotó las ciudades del sur del estado de Espírito Santo (Brasil); escena que conmovió a un periodista y se volvió viral en las redes sociales.

El periodista contó que en ese momento miró al hombre que lo había llevado a ese lugar y “estaba llorando tímidamente en la esquina opuesta de la habitación”. “Nos abrazamos, lloramos mucho y sentí algo divino. Sé que él también. Lo que sentí, aún no lo puedo explicar”, subrayó.

En el municipio de Iconha, uno de los más afectados por la tormenta, el periodista Filipe Chicarino, de TV Tribuna, encontró la imagen de la Virgen de Fátima que, incluso cubierta de barro, permaneció sobre una mesa al interior dentro de una casa que estaba completamente afectada por la inundación.

“No puedes bromear o dudar de la fe, sin importar cual, y esta es una imagen que nunca saldrá de mi cabeza”, dijo el periodista en un video publicado en Facebook el lunes 20 de enero. Luego, agregó que la imagen de la Virgen “se mantuvo, así como la fe de los residentes aquí en Iconha”.

Más tarde, el periodista también publicó una foto de la imagen y, en su publicación, explicó que no es un “católico practicante desde 2007”, sin embargo, afirmó que nunca rompió “el vínculo con lo divino mariano”, haciendo hincapié en su devoción a Nuestra Señora Aparecida.

Luego, Chicarino relató la experiencia que tuvo en Iconha, donde cubrió la destrucción causada por las fuertes lluvias.

Virgen de Fátima

“Estaba pasando sobre el lodo de cierta calle en el área central de la ciudad cuando un hombre me llamó. Me dijo que había algo en su casa que necesitaba mostrarme. Rápidamente nos dirigimos al área interna de la residencia. Allí, todo estaba lleno de barro. Tomó una llave y la puso en el ojo de la cerradura de la puerta de una habitación que todavía era pura arcilla. Con cada giro de la llave, el corazón latía. En la esquina de una habitación laminada, donde solo el aire acondicionado mantenía su color original, la imagen de la Virgen de Fátima estaba intacta”, dijo.

El periodista contó que en ese momento miró al hombre que lo había llevado a ese lugar y “estaba llorando tímidamente en la esquina opuesta de la habitación”. 

“Nos abrazamos, lloramos mucho y sentí algo divino. Sé que él también. Lo que sentí, aún no lo puedo explicar”, subrayó.

Fuente: AciPrensa

Cuenta Instagram de la Luz de Maria -> Aquí