Medjugorje: te doy una razón para recibir mis mensajes

Nuestra Señora nos habla todos los días desde Medjugorje. ¿Qué nos quieres decir hoy? Un estímulo, una exhortación, una corrección amorosa para nuestra vida

Medjugorje

La Virgen María apareció en muchos lugares de la Tierra y en muchas épocas históricas, siempre subrayando el objetivo final de su venida, que es la conversión auténtica de nuestros corazones, y advirtiendo que el tiempo de su cuidado terminaría, tarde o temprano.

En Medjugorje, en particular, María confió, y confía, a los videntes innumerables mensajes, que nos invitan a tomar a su Hijo Jesucristo como ejemplo y a seguir siempre sus pasos, sus enseñanzas.

Maria dice: no todos me escuchan

Medjugorje – Mensaje, 21 de marzo de 1985

“¡Queridos hijos! Yo deseo continuar dándoles mis mensajes y por eso, hoy los invito a vivir y a acoger mis mensajes. Queridos hijos, Yo los amo y he escogido de manera especial a esta parroquia, que me es más querida que tantas otras en las que de buena gana me he quedado cuando el Altísimo me envió a ellas. Por tanto, los llamo y les digo: Acójanme, queridos hijos, para que también ustedes sean felices. Escuchen mis mensajes! Escúchenme! Gracias por haber respondido a mi llamado! ”

La Reina de la Paz ha elegido Medjugorje, bajo la invitación del Señor Dios, para aparecer en este siglo, como lo había hecho en otros momentos históricos y (aún hoy) en otros lugares de la Tierra. Medjugorje no es un lugar al azar, es el lugar desde el cual la Madre (de todos nosotros) otorga sus gracias y difunde sus mensajes de amor y esperanza. Por lo tanto, los feligreses de Medjugorje ciertamente son privilegiados, ya que tienen la oportunidad de disfrutar de su presencia más que muchos otros, que se mudan de los rincones más remotos de la Tierra, solo para presenciar su aparición.

Puede interesarte -> Medjugorje – la Virgen: por favor escúchame ahora!

Cuenta Instagram de la Luz de Maria -> Aquí