San Genaro, ningún milagro: la sangre no se derritió, desilusión entre los fieles

Nápoles esperó todo el día, pero el milagro no sucedió. San Gennaro no realizó el milagro de la licuefacción de la sangre.

Esperamos hasta el final del día, pero el milagro no ocurrió. Ni siquiera con las invocaciones del pueblo, de los “familiares de San Gennaro” y las del arzobispo Battaglia, no pudieron hacer nada. La ciudad se pregunta: ¿qué está pasando?

Nápoles: el milagro de San Gennaro no tiene lugar

San Gennaro no realizó el primer milagro del año, en la jornada de ayer, primer sábado de mayo. Un prodigio que Nápoles esperaba todo el día. Tras la celebración eucarística, y la apertura del relicario que contiene las ampollas con sangre, comienzo de la oración. Pero la sangre permaneció sólida.

El anuncio de la no disolución se realizó a las 19.16 horas.

Y así fue hasta el final del día. Las oraciones, súplicas e invocaciones no han servido: la sangre no se ha disuelto.

Ayer como el 16 de diciembre de 2020

Una situación que nos recuerda el pasado 16 de diciembre cuando, con ocasión del tercer milagro del año santo (también llamado milagro laico), también allí, después de las súplicas y las oraciones de todos los fieles la sangre no se disolvió.

Cuenta Instagram de la Luz de Maria -> Aquí